2018(e)ko uztailakren 22(a)

Satélites y basura que orbita la Tierra en tiempo real

El joven estudiante universitario y programador James Yoder ha creado una web llamada Stuff in Space en la que se pueden contemplar todos los fragmentos y satélites girando alrededor de la Tierra en tiempo real.
Nada más entrar en la web se puede ver un globo terraqueo que gira lentamente rodeado de varios puntos codificados por colores: satélites en rojo, escombros en gris y cuerpos de cohetes descartados en azul. Al deslizar el ratón por la pantalla, las órbitas de los satélites y los restos grandes se resaltan con líneas azules y se muestran sus nombres o designaciones. En la sección "Groups" para ver algunas de las mayores colecciones de objetos relacionados, como la red de satélites GPS de Estados Unidos, el sistema de posicionamiento ruso GLONASS y el europeo GALILEO; también hay una función de búsqueda, si buscas un satélite en particular. Clickeando sobre el nombre o designación que aparece en grupos o búsqueda, puedes obtener la fecha de lanzamiento, velocidad y otros detalles.
Los datos de las órbitas proceden de SpaceTrack, un sitio web operado por el Departamento de Defensa de Estados Unidos.

2017(e)ko azaroakren 9(a)

Isaac Asimov sobre el impacto demográfico

La tecnología ha proporcionado a los seres humanos una enorme capacidad para transformar el medio que les rodea y obtener los productos que satisfagan sus necesidades. Sin embargo, también encierra peligros como el excesivo consumo de recursos y la acumulación de basuras, asociado al crecimiento exponencial de la población en el mundo.

Éstas fueron sus palabras:

Si la población terrestre continúa duplicando su número cada treinta y cinco años (como lo está haciendo ahora) cuando llegue el año 2.600 se habrá multiplicado por 100.000 (...) ¡La población alcanzará los 630.000.000.000! Nuestro planeta sólo nos ofrecerá espacio para mantenernos de pie, pues se dispondrá únicamente de 3 cm2 por persona en la superficie sólida, incluyendo Groenlandia y la Antártida. Es más, si la especie humana continúa multiplicándose al mismo ritmo, en el 3.550 la masa total de tejido humano será igual a la masa de la Tierra.

Evidentemente, la raza humana no puede crecer durante mucho tiempo al ritmo actual, prescindiendo de cuanto se haga respecto al suministro de alimentos, agua, minerales y energía. Y conste que no digo "no querrá", "no se atreverá" o "no deberá": digo lisa y llanamente "no puede".

Isaac Asimov, Introducción a la Ciencia, Basic Books, 1973

Afortunadamente lo augurado por Isaac Asimov no se está cumpliendo (por el momento). Las tendencias actuales permiten predecir que en el año 2050 habrá unos 9.000 millones de habitantes y en el 2100 habrá unos 10.000 millones de habitantes en el planeta. No obstante, la Tierra es finita y el crecimiento de la población no puede continuar indefinidamente. Para que el crecimiento se produzca se necesitan materiales y energía. Cuando estos materiales y energía se transforman producen calor y residuos. El crecimiento está limitado por la capacidad del planeta para proporcionar materiales y energía, y para absorber la contaminación que se genera cuando se utilizan.